24.10.2015

Apariciones de viaje (3), por Guillermo Becar

Un encuentro propositivo

18 de Octubre

Conocernos, reconocernos y dialogar significa un efectivo espacio de visibilidad y encuentro de lo que somos, hacemos y proyectamos. MOV-S Chile ha generado un espacio de visibilidad de diversas regiones del país y agentes culturales de España, Colombia-México, Cataluña, Uruguay, Portugal-Brasil y también de Chile.

Fuimos invitados, congregados y/o propuestos diversos representantes de ciudades, organizaciones, espacios culturales, sindicatos, instituciones, espacios independientes, artistas, docentes, investigadores, gestores y programadores. Esa diversidad de agentes instala un mecanismo de oportunidad para la visibilidad y diálogo heterogéneo, en que nos nutrimos desde múltiples formas de articular los discursos y promoviendo la posibilidad de generar una onda expansiva de lo vivido y generado en estos cuatro días de encuentro y reflexión.

Gracias a estos cuatro días de pensamiento y acción, hemos podido identificar necesidades de los diversos sectores de acción artística en torno al cuerpo y el movimiento en Chile, intercambiando metodologías y herramientas para fortalecer todo lo pre-existente hasta nuestro aquí – ahora en virtud de su desarrollo.

Bajo la organización de NAVE y Mercat de les Flors, pero con un amplio poder de vinculación con MilM2, Estudio Panal e Infante 1415, se ha vivenciado un seminario nómada. Ampliando la posibilidad de visibilidad de los contextos en que se impulsan acciones artístico-culturales.

Esta comunidad artística impulsada en MOV-S ha generado intercambio, análisis, proyectos, comunicación, organización, representatividad, articulación y necesidad de seguir conectados. La riqueza de un encuentro como este es justamente la posibilidad de instalar espacios de conexión y conocimiento, en el cual las posibilidades de fortalecer las redes de contacto están dentro y fuera de las actividades organizadas.

Por cuatro días se cortaron las distancias y nos reunimos a pensarnos, fortalecernos y activarnos en conjunto. Entendiendo que todas las debilidades instalan una oportunidad para nuevos mecanismos de acción y colaboración, entendiendo nuestras responsabilidades en que las cosas funcionen o no, comprendiendo que tenemos la posibilidad de incidir en un futuro con mayor atención -de los diversos agentes- ante lo que nos sucede como comunidad.

Como grupo de acción nos cuestionamos el “qué, cómo y por qué hacemos lo que hacemos”, con un espíritu de fortalecimiento significativo de todas nuestras prácticas.

La recepción residentes-visitantes, la creación de una comunidad, la colaboración en la acción, la reflexión en torno a pensamiento, política/poética y acción generaron un diagnóstico de lo que ha creado la situación actual del contexto local. Esos tres ejes elevaron-crearon tres llamados tras estos cuatro días de convivencia:

  • Cooperativa Chilena del cuerpo y el movimiento, con la(s) danza(s) como mecanismo de acción transversal. E instala fuertemente el sentido de representación, inclusión y participación. Siendo ésta un proyecto artístico sin autoría, el cual da valor a los recursos que tenemos como comunidad, vinculado a la experiencia y comunión para fortalecer lo ya existente.
  • Danza y educación, como punto de comunción con diversas prácticas que impulan al movimiento como generación de desarrollo y conocimiento. De la mano de metodologías y visiones de Enseño Aprendo.
  • Políticas públicas, instalando un llamado a ser agentes participativos y propositivos, con un compromiso de permanencia en la atención en lo que sucede en el sector.

Parte de los compromisos adquiridos en MOV-S es que los participantes seremos voceros multiplicadores de la experiencia y sus resultados, de tal forma que se visibilicen los contenidos y resultados en las regiones participantes del encuentro, aportando también a la llegada de estos a las regiones que no han podido participar de esta reunión. Aportando así al territorio, al país y al sector en torno a la expresión del campo del cuerpo y el movimiento.

Se llamó a los participantes a conocer y evaluar la Plataforma de Artes Escénicas, proyecto que incidirá en la creación de la Ley de Artes Escénicas, el cual busca “promover y difundir la legitimidad social de las artes escénicas en los ámbitos laborales, educativos y simbólicos y patrimoniales relevando la importancia de las arttes escénicas en el desarrollo de las políticas culturales del país”. Solo conociendo dicha plataforma y ejercicios de acción de la Ley podemos comentar los acuerdos y desacuerdos antes esa proyección.

Otro llamdo es a actuar ante el llamado a la regionalización, de tal forma que los recursos puedan llegar a todas las regiones de manera equitativa y no se centralicen en acciones con preferencia en la capital del país. Lo que permitirá el desarrollo de la danza a nivel nacional y no solo en algunos sectores.

Se crearán redes de comunicación, desde las cuales podamos seguir incidiendo y apoyando al desarrollo de acciones concretas. Ya se evidenciaron dos llamados: Iquique -por Solange Del Fierro- y Punta Arenas -por María Paz Calabrano-, por lo que los dos primeros proyectos de acción estarán en sus dos regiones. Lo que propiciará, a su vez, la generación de las “oficinas nómades” y la activación del “hospeda cultura” como mecanismos de visibilidad-activación de las ciudades y sus agentes culturales, fortaleciendo todos los proyectos existentes en sus territorios.

Se diagnosticó la comunicación entre el Área de Danza del CNCA – Chile y los agentes civiles de la danza, instalando la demanda de obtener mayor participación y representatividad en los mecanismos que el área ha impulsado, tanto como la necesidad de que sus acciones sean más transpartentes, inclusivas y comunicadas a las bases.

También se impulsó la necesidad de participación de Chile en la Reunión Regional de Políticas Públicas para la Danza, que se realizará en Cali – Colombia en noviembre de este 2015. Si bien en CNCA – Chile y su representante del Área de Danza no pueden asistir, se buscarán formas para que su información como institución pueda ser canalizada hasta tal encuentro. Del mismo modo, se ha proyectado la idea de que asista una representante de los participantes del MOV-S Chile, lo que instalará la participación de la sociedad civil organizada desde nuestro sector nacional.

Por último, queda manifestar la gratitud de todos los participantes en MOV-S Chile, ya que ha generado un espacio de reflexión y acción participativa, inclusiva y representativa, que ha re-significado los espacios de convivencia y alianza comunitaria, con un fuerte impacto en sus agentes participantes. Sin duda, logrará movilizar a diversas personas desde su experiencia e información levantada en los cuatro días de reflexión, lo que ya comenzó a suceder con la apertura de la jornada final de este encuentro, ya que la comunidad abrió su espacio de reflexión para compartir su levantamiento de información y formas de activación para fortalecer al sector de la danza.

Re-conocernos y re-conectar a las comunidades hace bien y potencia sus canales de acción desde la organización, porque permite un encuentro propositivo y movilizador.

Entre los participantes: NAVE, MilM2, Estudio Panal, Área de Danza CNCA, ARTEA, Infante 1415, Espacio Arte Nimiku, Sindicato de Danza Valparaíso, Perras Danza, Escénica en Movimiento, Centro de Experimentación Valdivia; Artistas de Iquique, Arica, Puerto Montt, Temuco y Punta Arenas, La Salvajería, CIM/AE, Colectivo de Arte La Vitrina, Junta de Vecinos Barrio Yungay, El Estudio, Red de Conceptualismos del Sur, Graner, Red Sudamericana de Danza, Ministerio de Asuntos del Movimiento de Austria, Movimiento Sur, Festival Escena 1.   Artículo en pdf.